lunes, 26 de septiembre de 2011

OVODONACIÓN...

El día que acudí a la clínica para simplemente informarme me lanzan el mazazo de que sería ovo... acudí sola a la clínica porque Papimellis y yo habíamos discutido por una chorrada y preferí ir sola... una vez que hablé con la ginecóloga baje a hablar con la directora de la clínica y a pedir presupuesto... uff la cantidad asustaba, pero como estaba en estado de shock bromeé con la directora y me marché hacia casa.
Ese día lloviznaba y ya era de noche, llamé a mi madre para contarle lo que me habían dicho, ella no dijo nada, solo que debía valorar las cosas y pensarlo tranquilamente, yo le dije que sabía perfectamente que hacer, lo iba a hacer y punto... llamé a mi hermana y ella se ofreció con sus ovulitos, bromeamos con lo raro que sería esa opción, gestar a un hijo con los óvulos de tu hermana... no se, esa opción se me antojaba rara.
Llamé a Papimellis y quedamos en un sitio para cenar, le conté lo que sucedía y me asombró la naturalidad con la que se lo tomó. Me pregunto si se lo hubiera tomado igual si hubiéramos tenido que recurrir a donante de semen...
En ningún momento me plantee cuestiones como que genéticamente no serían míos, tenía dudas y estaba atemorizada, pero como siempre hago me lancé a leer todo lo que pude sobre el tema.
Entonces encontré a las chicas del foro de ovodonación y ellas fueron como un flotador para un náufrago que se está ahogando.



Si te apetece contar tu historia sobre infertilidad, ovodonación o tus dudas para asumir tus problemas para ser madre puedes compartir tu historia con nosotros en el blog: cachorreteycalabacita@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada