martes, 18 de diciembre de 2012

HOY JUSTO HACE DOS AÑOS (II)

Hoy justo hace dos años me levanté a las 7 de la mañana... temblando... asustada... casi con ganas de llorar y no parar.

Papimelli bromeaba, porque Papimelli cuando está nervioso se vuelve un guasón payasete con ganas de hacerme reír...

Yo no desayuné porque tenía que ir en ayunas, Papimelli apenas probó bocado.
Aquél día hacía frío, había helado y algunos grados negativos, nos dirigimos al Hospital. Cuando llegamos recuerdo que me resbalé justo a la entrada de Urgencias, afortunadamente no me caí, pero me dió la risa floja.
Entramos en Urgencias y entregué todo el papeleo de ingreso, nos llevaron a Paritorios y allí me dió el tembleque, el cuerpo me temblaba y apenas podía controlarlo, tartamudeaba y tenía unas enormes ganas de irme corriendo y desaparecer del mundo mundial.
Me pusieron monitores, era novedad para mi, porque como todo se había adelantado jamás había ido a monitores, con los nervios me había olvidado las ecografías y pruebas del embarazo y a Papimelli le tocó volver a casa a por ellas.
La MIR se presentó muy simpática y empezó a hacerme preguntas para rellenar su informe, me estuvo explicando todo el proceso... al cabo de un rato me vinieron a controlar las correas y me intentaron tranquilizar diciendo que yo tenía algunas contracciones y que probablemente el parto se hubiera desencadenado la semana siguiente... yo no había sentido esas contracciones, pero por lo visto en aquel aparatejo aparecían.
Luego me llevaron a la sala donde la matrona a hacerme el reconocimiento, pero estaba temblando y la pobre mujer no pudo ni tocarme. Todo el personal trataba de calmarme porque me veían nerviosa y yo pedía disculpas porque yo no soy así, pero el enfrentarme a algo desconocido me daba mucho miedo.
Luego entré en la habitación y me explicaron las cosas de rigor y empezaron las prácticas "menos agradables"... vino la matrona para rellenar la ficha de los pequeños y solo recuerdo que firme de forma temblorosa.... entonces la matrona me sonrió y me dijo: "No te pongas nerviosa, la cesárea es lo fácil, lo difícil empezará cuando te los lleves a casa"... luego añadió que ella tenía dos preciosas gemelas de 12 años y se rió...
Después apareció mi querida Doctora F. (la de alto riesgo) acompañada de la MIR, me explicaron rápidamente el proceso insistiendo en que era una cesárea necesaria, que Repollete necesitaba coger peso y que por ejemplo un parto natural sería inviable siendo tan pequeño.
Me hizo gracia porque tanto la Doctora F. como la MIR estuvieron muy pendientes y en cambio el Ginecólogo que me atendió no me dijo ni buenos días.
Me pasaron al quirófano sobre las 10.30 o cosa así... allí me rodeaba un montón de personal. La anestesista era muy simpática, intentó tranquilizarme mientras me pinchaba la epidural, me recomendó la postura adecuada y durante todo el proceso de cesárea me iba explicando detenidamente que iba a pasar o que iba a sentir. A cada rato me preguntaba si sentía dolor o algo y me decía que si llegaba a sentir lo que fuera que avisara, después añadió que como me veía muy nerviosa que luego podía ponerme algo para estar más tranquila si lo necesitaba. Pero no lo necesité.
A las 11.05 me dijeron: "Preparate para el tirón que vas a notar, van a sacar al niño" y entonces escuché un llanto exagerado de vida... (Repollete sigue llorando igual de exageradamente dos años después).
No pude verlo, tenía ganas de llorar... me dijeron su peso: 1.800, "Si, añadí yo, es el peso que ayer me dijeron en alto riesgo", justo, el peso del niño de mis ojos.
En unos minutos me dijeron, preparate que ya vamos a cerrarte, y claro me quedé sorprendida: ¿y la niña?
¿donde está Princesita?... resultaba que ya la habían sacado y no me había enterado, ni la sentí llorar.
Mentras me cerraban el Ginecólogo me dijo que estaban examinando a los bebés y que ahora se los llevarían a Neonatos.

Lo que más gracia me hizo fué el ambiente que se respiraba en el quirófano, la noche anterior habían tenido la cena de "empresa" de navidad y charlaban sobre todo lo que había sucedido aquella noche, ambiente distendido, era como si no estuvieran haciendo una cesárea, cotilleaban en plan "fulanito hizo esto y merenganito lo otro", descubrí que había un médico ligón, y una enfermera que se había liado con no se quien...
Almenos ese ambiente me tranquilizaba, eso unido a la conversación explicativa que me iba dando la anestesista, mientras una enfermera bromeaba.
Más tarde me enteraría de que perdí bastante sangre durante la interenvención, pero en ese momento parecía que los médicos andaban haciendo un bizcocho en lugar de una cesárea.
Una vez terminado todo me regalaron dos cestitas con productos naturales y me llevaron a reanimación.
Bajé a la sala de reanimación y lo que iban a ser dos o tres horas se convirtieran en 7.
Primero por una pequeña hemorragia, los médicos me explicaron que la hemorragia era porque el útero no volvía a su lugar, lo cuál supuso idas y venidas y una transfusión de sangre justo en el momento en que sentía que mis fuerzas flaquearon.
Aproximadamente cuando llevaba 3 horas allí entraron mi Padre (ya abuelo) y Papimelli (recién extrenado padre), preocupados por como estaba porque no les habían dicho nada... pero yo estaba bien, agotada y con ganas de irme a la habitación y ver a mi familia.
MIentras, en la sala de espera estaban mis padres, mis suegros y mi hermana con mi cuñado. Creo que en ese momento te das cuenta de la diferencia que es un parto de un hijo a un parto de una nuera. Mientras mis padres solo querían verme, saber que estaba bien.... mis suegros solo se preocupaban de poder ver a los niños...

Lo bueno de que fuera Sábado es que no había intervenciones programadas y estuve en la sala de recuperación yo sola, rodeada de médicos y enfermeras sin mucho que hacer, por lo tanto de vez en cuando se acercaban a darme conversación, preguntarme que tal estaban y demás.
La MIR incluso me contó que una vez terminada la cesárea había bajado a Nenonatos a ver que tal estaban mis mellizos y que le parecieron preciosos, que había intentado hablar con algún Pediatra-Neonatólogo, pero que finalmente una enfermera le había dicho que estaban bien y que ahora andaban con las típicas pruebas.
Sobre las 7 de la tarde me bajaron a la habitación, mis suegros ya se habían ido (señal de que realmente lo único que les interesaba era ver a los bebés, cosa que no pudieron hacer), y solo estaban mis padres y mi hermana con su marido. Estuvieron un rato hablando sobre quien se quedaba a pasar la noche conmigo... mi madre que conoce a mi marido perfectamente le dijo: "vete a casa y descansa que yo me quedo con ella... tú llevas aquí desde las 8 de la mañana y te esperan días agotadores". Asique Papimelli después de cenar en el Hospital con mi madre marchó a casa a intentar descansar.
Aquel día no pude ver a mis niños... me dijeron que podría al día siguiente... Papimelli los había grabado y les había hecho fotos, pero no quiso que yo las viera, prefirió que lo hiciera al día siguiente en vivo y en directo. Tampoco supo decirme como eran.
Me dió una hoja con las normas de la sala de Neonatos. Podíamos entrar a cualquier hora del día, a las 9, 12, 3 y 6 se daba de comer a los niños y los padres debían salir fuera para dar intimidad a todas las mamis que daban el pecho, a las 12 el Nenonatólogo pasaba visita e informaba....
Papimelli marchó para casa y me quedé con mi madre en el Hospital.... aquella noche dormí de agotamiento, pensando en mis bebés y deseando que estuvieran bien.

Guardo buen recuerdo de mi cesárea y del trato recibido... mi Ginecógoca milagrosa me dijo que el parto era mejor llevarlo por la Seguridad Social, y que el embarazo también porque siendo mellizos los recursos los tenía la Seguridad Social, y que por ejemplo el Hospital Privado que tenemos en Ciudad Donde Vivo no tiene ni sala de Neonatos ni incubadoras y por tanto ante partos con complicaciones te mandan al público.
Creo que todo el personal con el que me topé ese día fueron extremadamente amables y educados, incluso extralimitando sus funciones... en su momento escribí una carta de agradecimiento al periódico de la Ciudad por la calidad de la atención y sobretodo por la comprensión que tuvieron hacia mi "una pobre madre primeriza temblorosa y asustada".
Ya era mamá.... pero no noté nada especial... solo incredulidad ¿estaba yo preparada para eso? ¿lo está alguien?
Hoy hace dos años nacieron dos personitas muy importantes, fueron pequeños... pero ya desde el primer momento demostraron gran personalidad.
Felicidades Repollete y Princesita.

FRASE DE HOY. El más difícil no es el primer beso sino el último

41 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Muchas gracias de parte de Repollete y Princesita...

      Eliminar
  2. Muchisimas felicidades!, me emociona leer tu entrada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por leer la entrada y dedicar un ratín a comentarla...

      Eliminar
  3. Que Lindo¡¡

    Felicidades a Repollete y Princesita¡¡¡¡

    Me ha encantado leer el relato de su nacimiento.

    Felicidades a Los Papis también ¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felicidades sobretodo a la mami que fué la que más intensamente vivió el momento jajaja....
      Gracias...

      Eliminar
  4. No me he olvidado........Felicidades!! Aquí me tienes con las lagrimillas corriendo por mis mofletes.

    No creo que te sirva de consuelo, pero si tengo que pasar por lo mismo que tu, mis suegros, creo que puedo asegurarte sin equivocarme, que ni aparecerán por el hospital...... en todo caso, apareceran para ver a su niet@ una vez en casa........ a no ser que mi cuñada les meta una bronca impresionante y les obligue a ir.

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dichosa familia política... la guerra que da.
      Un besote y gracias

      Eliminar
  5. Me has emcionado!! Muchas felicidades a los cuatro!!
    besotes

    ResponderEliminar
  6. Qué emoción.
    La pena es que tardaste tanto en poder verles.
    Pero el lado bueno es lo bien que te trataron, la verdad es que se agardece mucho en esas circunstancias.
    Felicidades a los peques.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. lo de tardar en verles es una espinita que llevo clavada, sobretodo porque me dió por pensar que algo les pasaba y no querían enseñármelos jajaja...

      Eliminar
  7. Que emoción me ha dado leerte!!! Felicidades Repollete y Princesita!!! que tengáis un día inolvidable!!! muchos besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias... lo hemos celebrado desde que hemos amanecido... un beso

      Eliminar
  8. Qué bonito lo cuentas todo. Seguro que cuando los tuviste en brazos se te "olvidó" lo malo pasado. Qué felicidad tenerlos en tu vida. Me ha encantado leerte.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo malo de tenerlos en brazos es que tardé uno´s días en poder hacerlo, podía tocarlos en la incubadora, pero creo que no los cogí hasta el tercer día...

      Eliminar
  9. Muchísimas felicidades a tus ya no tan pequeñines!!!

    Me resulta terapéutico leerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anda tengo una faceta terapéutica y no lo sabía... igual debo empezar a cobrar por ello jajaja....
      Nenica me he quedado sin bebés... igual debería ir a por un tercero?????

      Eliminar
    2. o tercero-cuarto! jajajaja
      Pues porque no? se te da muy bien!

      Eliminar
  10. Que precioso relato!!!!, seguro cuando tus hijos lo lean, morirán de la emoción!!!.
    Felicidades por éstos 2 añitos patra tus peques y para sus cariñosos padres!!!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  11. Muy bonito, pero vaya sufrimiento esperar tanto para ver a tus peques... no me lo puedo ni imaginar.

    Muchos besos y felicidades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yO al fin y al cabo los vi al día siguiente... pero la compañera de habitación que me pusieron al día siguiente había estado 5 días sin poder verlas (tubo mellizs) porque no la dejaban moverse de la cama por unas complicaciones....

      Eliminar
  12. ¡Muchas felicidades a mis cibersobris en su cumple! (L)
    Yo también quiero que me traten así de bien y que me regalen una cesta de productos naturales :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno... los productos no eran muy naturales, pero sí útiles....

      Eliminar
  13. Muchas felicidades!! Me ha encantado el relato :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Contarlo ha sido más fácil que vivirlo... por dios que estrés y que tembleque...
      un beso.

      Eliminar
  14. Felicidades familia.
    La pena es que no hubieran invertido unos segundos en enseñarte cada uno de los peques. Ya se que al ser una cesarea tan pronto van a toda, pero el sacar a cada peque, levantarlo y luego llevarselo no les hubiera costado mucho.
    Lo de los suegros, si te contara el nacimiento de Terremoto...ufff.
    Ya nos contarás si habeis montado sarao y como se lo han pasado los nenes. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de no enseñarme a los bebés es un dolor que me perdura, sobretodo porque me dió por pensar que estaban fatal y que por eso se los llevaban tan rápido.
      Un beso...

      Eliminar
  15. Ayyy q s m han caido las lagrimassss y eso q lo vivi en directo. repollete y princesita doy fe d q son dos personitas maravillosas y graciosisimas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. NO sabía yo que tú habías estado en el quirófano viviéndolo en directo, persona anónima... jejeje...

      Eliminar
  16. Ay que me perdí esta entrada!!
    Felicidades a Repollete y Princesita!!
    Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Les trasmito tus felicidades de tu parte... un beso...

      Eliminar
  17. LLEGO TARDEEEE!!! He tenido un par de días de locos y no he tenido tiempo de nada, pero no quería pasar de felicitar a los peques! Muchas felicidades, Repollete y Princesita! (aunque sea un pelín tarde)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno... el caso es felicitar aunque sea tarde jejeje... felicidades atrasadas también para tu peque, no creas que no me he acordado... un beso

      Eliminar
  18. Qué bonitooooo!! Jo no me puedo imaginar que el día de mañana me toque vivir algo así. Desde que tengo uso de razón tengo claro que quiero ser madre, lo que todavía no tengo claro es ni cuándo ni cómo será, porque he visto casos de gente que tiene hijos porque la pareja no funciona y creen que un bebé es un remedio infalible para solucionar las crisis y solo lo empeora. Así que antes prefiero tenerlo sola que mal acompañada.

    Tuvo que ser un día duro pero también muy emocionante. Y en cuanto a tu pregunta de si alguien está preparado, yo creo que no, que por mucho que nos lo imaginemos, nadie está preparado para un cambio así.

    Felicidades para Repollete y Princesita, aunque sean un poco atrasadas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabes habría que escribir una entrada sobre eso mismo... lo que desunen los hijos, porque un niño cuando llega cambia el universo de la pareja y eso descoloca bastante.
      Un beso

      Eliminar
  19. Me ha encantado el relato de tu parto. Acabo de conocer tu blog y me uno a él para seguir leyendote poco a poco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada de tenerte por aquí y gracias por cometnar... un abrazo.

      Eliminar