martes, 3 de abril de 2012

NIÑOS PREMATUROS.



Os dejo  este   enlace  sobre los riesgos que puede conllevar tener un niño prematuro.
Cuando me quedé embarazada y supe que eran mellizos asumí que podrían venir antes de tiempo, el ginecólogo me lo comentó de pasada, e incluso otro ginecólogo me metió el miedo en el cuerpo diciendo que dada mi enfermedad la cosa podía adelantarse bastante y que igual me encontraba con un parto en la semana 32.
A pesar de que sabía que podría ocurrir me negué a leer absolutamente nada sobre prematuros, me daba miedo la sola idea de que mis hijos nacieran antes de tiempo y pensé que si evitaba pensar en ello no ocurriría.
Finalmente aguanté hasta la semana 35 en la que decidieron programarme la cesárea porque tal y como ya he contado se paró el crecimiento de mi Repollete. Nacieron con 1800 y 2000 gramos y aparentemente sanos. El pediatra de neontaos que se encargaba de ellos me decía todos los días que solo estaban allí para coger peso porque habían nacido muy sanos. También me contó que era muy importante la alimentación de la mujer durante el embarazo porque si es una alimentación sana y equilibrada puede ayudar mucho a que el prematuro esté más sano.
Mis hijos nacieron sin ninguna secuela aparente, de hecho a Princesita a los dos días le quitaron la sonda y se alimentaba por boca como una campeona, y la tubieron casi igual número de días en cuna vigilada que en incubadora. Su aspecto era el de una niña sana, pero pequeñita... en cambio mirabas al pobre Repollete que siempre tubo más cachivaches puestos y se le marcaban las costillas al  respirar y no podías evitar pensar que el pobre tendría alguna secuela por haber nacido tan deprisa y tan chiquito.
Con 15 meses que tienen puedo decir que son niños muy despiertos, inquietos y ágiles, que han sido precoces en muchas cosas que me han dejado incluso sorprendida, di por hecho que al ser prematuros les costaría más por ejemplo andar y nada más lejos de la realidad.
En el artículo que os dejo en el enlace comentan que es a partir de los 6 o 7 años cuando se pueden apreciar determinadas secuelas de la prematuridad, como: déficits de atención, dificultades en el lenguaje o hiperactividad.
Queda claro que la mejor incubadora somos nosotras y que cada semana que pasan dentro es vital para ellos, queda también claro que cada vez tenemos más métodos para que niños muy pequeños sobrevivan y que se deberían también aplicar más recursos para detectar estas posibles patologías de cara al futuro y sobretodo para poder tratarlas en caso de que esto ocurra.
La última vez que acudí con Repollete y Princesita al traumatólogo me encontré en la sala de espera con una chica totalmente desconocida y sus dos hijos, estaban allí por un problema de mobilidad, uno de sus bebés usaba arnés para intentar corregirlo, el otro niño había sido hacia poco diagnosticado de hiperactividad, los dos bebés nacieron prematuros.
Iniciamos la conversación por esto de ser dos madres jóvenes con mellizos, hablas un poco de lo duro que es, de lo necesario que es tener ayuda, y demás cosas... y la pobre chica empezó a deshagarse contándome lo mal que lo estaba pasando porque a pesar de que sus hijos estaban con ella (fueron prematuros extremos) se sentía incapaz de afrontar todas las cosas negativas que le estaba conllevando este hecho.
Era una chica joven y la vi bastante destrozada, tenía que estarlo para ponerse a contarle su vida a una auténtica desconocida, creo que no tenía ni las redes de apoyo necesarias, ni información, ni nada parecido...
Me quedé un tiempo pensando en lo dura que es la vida y lo mucho que se nos complica en algunas ocasiones, he tenido suerte, mis hijos hasta el día de hoy están bien, y espero y cruzo los dedos para que sigan estándolo en el futuro.
Me siento afortunada, mis hijos nacieron demasiado pronto, pero en neonatos me encontré con un equipo que supo darnos apoyo e información, que fueron claros con nosotros, pero como el dolor y la preocupación de madre no me abandonarán jamás (como a todas vosotras) pues no puedo aveces parar de pensar en que tarde o temprano puedan manifestarse señales de que era pronto para ellos.
Luego los veo y pienso que son dos grandes luchadores, que nacieron de mi ilusión, con la ayuda de alguien muy generoso que nos dió algo propio para que lo hiciéramos nuestro y creo que pase lo que pase podré con todo, porque en el fondo ser madre es eso, cargar con todo como si fuera una mochila, ponerla al hombre y mirar para delante. Lo peor ya pasó, tengo a mis hijos conmigo y ninguna de las cosas horribles que imaginé que sucederían sucedieron, pero esque tengo ese don: demasiada imaginación y pocas veces en positivo...

FRASE DE HOY:"La felicidad consiste en poder unir el principio con el fin."

18 comentarios:

  1. A mí en cambio me ayudó muchísimo estar informada a la hora de afrontar todos los problemas que tuve durante el embarazo y el ingreso de mi hija en Neonatos durante casi dos meses, probablemente los dos meses más largos de mi vida.

    Durante el embarazo los médicos detectaron que, aunque el niño crecía normal, la niña crecía mucho menos, y en la eco de las 20 semanas la diferencia era ya preocupante. Durante todo ese tiempo leí hasta la extenuación acerca del CIR y la prematuridad, necesitaba conocerlo todo; las causas, las consecuencias, los riesgos y las posibles secuelas... Me pasaba mis noches de insomnio leyendo y leyendo.

    A partir de la semana 28 los médicos se empezaron a plantear la posibilidad de hacerme una cesárea para salvar a mi niña, si llegaba a pesar algo más de un kilo nos daríamos por satisfechos.

    Algo que me ayudó muchísimo fueron los testimonios en foros de otras madres que habían pasado por lo mismo, y saber que muchos de esos niños que habían nacido con bajo peso llevaban una vida totalmente normal. También estuve viendo fotos de otros recién nacidos para que a la hora de encontrarme frente a mis bebés la experiencia no me impresionara tanto. Aunque cuando se trata de tu bebé la cosa cambia, claro.

    Sobre el tema de la prematuridad os recomiendo la lectura del Manual para padres con niños prematuros, elaborado por la Sociedad Española de Neonatología. Este libro examina todos los aspectos relativos a la prematuridad, explica los riesgos, las posibles complicaciones, para que sirve cada aparatejo que le ponen a nuestros peques, qué es lo que debemos preguntarle a los médicos... La verdad es que me ayudó mucho a la hora de hablar con los Neonatólogos acerca de la situación de mi hija, plantearles mis dudas, conocer como es el proceso por el que pasa un niño que está en la incubadora...

    Lo podéis descargar aquí:
    http://somosmultiples.wordpress.com/descargas-2/manualprematuros/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. PUes una pena no haber dado antes con el manual.... espero que les sirva a otras chicas futuras mamis... gracias por comentarlo....

      Eliminar
  2. Cariii pero si son dos soletes!!! Deja ya de imaginar cosas raras, que los médicos sin que sean prematuros ya hacen hernias de lo que dicen...
    Y si llega el día de que tienes que apechugar con alguna posible secuela de la prematureidad ¿se dice asi? de los nenes pues ya se verá, no empañes la felicidad que tienes ahora, como dice el Futuro no te preocupes de trampas que otros deban...
    Besos preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merengaza esque una se convierte en madre y automáticamente le dan los siete males pensando que mil cosas pueden pasarte a cada paso que das jajaja....

      Eliminar
  3. Jolín, pobrecita la madre de la consulta.
    Repollete y Princesita están más sanos que manzanas. Lo de nacer en la 35 fue una mera anécdota para ellos ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eva pues es cierto que de momento lo de la semana 35 es solo algo anecdótico y que hasta ahora hemos tenido mucha suerte...

      Eliminar
  4. Pues ese es el miedo que tengo yo ahora, que mis niños sean prematuros. Va todo muy bien, estamos en la semana 23 y ellos tienen la talla y el peso normal. Yo tengo el cuello del utero bastante largo, asi que pinta bien. Pero la idea de que puedan ser prematuros y que nazcan muy pequeñitos y poco evolucionados, me persigue.
    Mi madre es enfermera de neonatos desde hace 36 años, y en casa ha contado de todo.
    En fin, confiemos en que todo salga bien.

    Itziar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Itziar intenta ser positiva y pensar que vas a aguantar hasta el final y sobretodo cuidate mucho, es muy importante descansar y pensar en positivo.... ya nos irás contando...

      Eliminar
  5. Pero chiquilla... !Para qué pensar ahora en cosas malas! Desde luego... Lo que tenga que ser, será. Mientras a disfrutar de tu príncipe y tu princesa.

    Besotes para todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. David esque yo soy muy de pensar... ese siempre ha sido mi problema jajaja....

      Eliminar
  6. Supongo que es inevitable pensar en esas cosas como madre que eres, pero disfruta del momento y de lo sanísimos que están tus pequeños. En cuanto a los problemas que comentas de déficit de atención, hiperactividad o dificutades de lenguaje no siempre aparecen y de hecho yo tengo muchos niños con esas dificultades y no son prematuros precisamente. ¿Por qué será que siempre nos ponemos en lo peor? Ains...
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. unaterapeuta temprana esque tienes toda la razón hay que evitar ponerse en lo peor, el mundo no es tan catastrófico como yo pienso jajaja....

      Eliminar
  7. Perdona, acabo de caer en que he comentado pero no he presentado, es lo que tiene llevar tres días casi sin dormir por culpa de una gripe que he contagiado a mis mellizos :(

    Yo también soy madre de mellizos y me ha gustado mucho tu blog. Me siento muy identificada con muchas de las cosas que cuentas: yo tampoco sabía nada de bebés, a mi también me dicen de todo por la calle y me he reído mucho con algunas de las historias que cuentas como la de los mellizos fugitivos.

    Yo también tengo un blog sobre el mundo de los múltiples ( http://somosmultiples.wordpress.com) y te he agregado a mi blogroll, si no te importa. Mis mellizos sólo tienen 8 meses así que seguiré atenta a tu blog para saber lo que me espera...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Somos mellizos ya te tengo agregada jejjee....

      Eliminar
  8. Como sabes mi flaquito me tiene un poco en vilo, de los tres es el que parece haberle afectado más la prematuridad, y seguramente sería por esos 300 gramos menos que pesó, que cuando hablamos de un kilo es mucho. Y lo que dices que no se puede saber hasta que tienen 6 ó 7 años es lo que peor llevo. Si tiene algo me gustaría saberlo ya, yo intuyo algo y por dias intento no pensarlo y pensar que son paranoias mias y otro dias lo veo claro y me da el bajoncillo. En fina el tiempo lo dirá...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El tiempo dirá Cintia, de momento no sirve de nada darle vueltas al asunto...

      Eliminar
  9. Pues yo fui de las que leís hasta que pare de hacerlo por riesgo de volverme loca pensando y pensando en mil calamidades. Afortunadamente mis niños están sanitos y solo me preocupa que el nene está delgadito de más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nenica esto de estar delgadito también es cosa de los míos que son bien flaquitos, pero sanotes que es lo realmente importante...

      Eliminar